Fernández y ROCHE es el documento del mes en el archivo histórico de la provincia

Fernández y ROCHE se posiciona como la marca de sombreros de referencia en España, tanto por ser de las pocas marcas con fábrica propia que realiza todo el proceso de creación, como por su importancia a nivel internacional. Es toda una institución que hace rebosar de orgullo a la ciudad de Sevilla, y precisamente por su estatus, esta marca ha aparecido en el documento del mes del archivo histórico de la provincia que la vio nacer y crecer.

Foto antigua de Fernández y ROCHE
Los sombreros de su fábrica llevan más de un siglo entre nosotros, han servido de protección contra las inclemencias meteorológicas, además de como adorno e incluso para diferenciar estratos sociales, entre otros usos.

En un principio, como bien indica su nombre, se confeccionó para dar sombra, pero no únicamente, ya que también formaba parte de rituales, como nos muestra la Venus de Willendorf. En la cultura del mundo grecolatino, las mujeres no podían cubrirse la cabeza, convención que se extendió hasta el siglo XVI. 

Fábrica Fernández y ROCHE

En el siglo XIX se propagó su uso por todo el mundo, especialmente por Europa y América; y con la aparición de las máquinas de coser se masificó la producción de los mismos, provocando así que los sombreros se convirtieran en un complemento de vestir más. 

España era uno de aquellos países en los que la prenda no solo se abría un tímido hueco, sino que arrasaba, y Sevilla era el epicentro de producción de esta tendencia en alza; aunque no fue hasta el último cuarto de siglo cuando se consiguió modernizar la industria.

Y en medio de todo este boom, en un callejón de la calle Castellar, se encontraba la fábrica de sombreros Fernández y ROCHE, saboreando el éxito y la fama desde el principio. Todavía se ve en Sevilla su famosa chimenea, la misma que lleva en pie desde el año 1917. 

Fábrica Fernández y ROCHE

Fernández y ROCHE nació en 1885 de la mano de los sevillanos Antonio Fernández Caro y Antonio Roche Verdugo, a quienes la marca debe su nombre. Con más de 500 trabajadores y 4.000m2 de fábrica la marca avanzó rápidamente hacia la fama mientras mejoraba la economía sevillana creando cada vez más puestos de trabajo. Su desarrollada tecnología los preparaba para controlar el mercado nacional produciendo todo tipo de sombreros; de ala ancha, estilo inglés y un largo etcétera.

Con la llegada del siglo XX consiguieron incorporarse al mercado internacional. Su manera de llegar a todos los rincones del mundo fue tal que fueron galardonados con el premio extraordinario en la exposición iberoamericana de 1929, pero como en todas las historias, siempre hay un punto de inflexión, que en este caso fue la crisis que la industria sombrerera sufrió en el siglo XX. 

Hubo diferentes factores que determinaron esta situación: las guerras mundiales, la Guerra Civil española y el desuso del complemento por parte del Duque de Windsor, que era un gran icono de la moda. A raíz de este desolador suceso nace Industrias Sombrereras Españolas S.A como fusión de diferentes fábricas del sector: Carmela López Palarea (sevillana) y otras dos fábricas, una granadina y otra catalana. 

Fábrica Fernández y ROCHEEn esta nueva etapa se rodearon de 800 trabajadores, necesarios para completar el ciclo entero de la creación del sombrero, proceso que estaba repartido en tres sucursales diferentes. El pelo de conejo o liebre se realizaba en Barcelona, y las otras dos sedes estaban localizadas en Sevilla: en la antigua sede se fabricaba el fieltro, y en la calle Arroyo se fabrican los sombreros. Esta última cerró en 1954, centrándose todo en la calle Castellar (antigua sede de Fernández y ROCHE). Actualmente la fábrica se encuentra en el polígono industrial de los Llanos (Sevilla), lugar al que se trasladaron en 2005. 

Son creadores de tendencias, los judíos de medio mundo eligen sus sombreros, han exportado fieltros a todas partes, sus ventas son casi en su totalidad extranjeras, y también proveen a la aristocracia. Por todo esto y por mucho más es la gran marca de referencia de sombreros y por ende la elegida como el documento del mes en el archivo histórico de la provincia. 

Fernández y ROCHE.


Fernández y ROCHE is the document of the month in the historical archive of the province

A review of the Seville hat firm

Fernández y ROCHE is positioned as the benchmark hat brand in Spain, both because it is one of the few brands with its own factory that carries out the entire creation process and its importance at an international level. It is an institution that makes the city of Seville overflow with pride. Precisely because of its status, this brand has appeared in the document of the month in the historical archive of the province where it was born and grew.

The hats from this factory have been with us for more than a century. They have served as protection against inclement weather and decoration and even to differentiate social strata, among other uses.

At first, as its name indicates, it was made to provide shade, but not only, since it was also part of rituals, as the Venus de Willendorf shows us. In the culture of the Greco-Latin world, women could not cover their heads. This convention lasted until the 16th century. 

Fábrica Fernández y ROCHE
In the 19th century, its use spread throughout the world, especially in Europe and America. With sewing machines’ appearance, their production became massive, thus causing hats to become another clothing accessory

Spain was one of those countries in which the garment not only opened a timid hole but was devastating. Seville was the production epicenter of this growing trend. However, it was not until the last quarter of a century that the industry was modernized.

And amid all this boom, in an alley on Castellar Street, was the Fernández y ROCHE hat factory, savoring success and fame from the beginning. Its famous chimney can still be seen in Seville, the same one that has been standing since 1917. 

Fábrica Fernández y ROCHE

Fernández y ROCHE was born in 1885 by the Sevillians Antonio Fernández Caro and Antonio Roche Verdugo, to whom the brand owes its name. With more than 500 workers and 4,000m2 of factory area, the brand quickly advanced to fame while improving the Sevillian economy by creating more jobs. Their advanced technology prepared them to control the national market by producing all kinds of hats; wide brim, English style, and a long etcetera.

With the arrival of the 20th century, they managed to enter the international market. Their way of reaching all corners of the world was such that they were awarded the extraordinary prize in the Ibero-American exhibition of 1929, but as in all stories, there is always a turning point, which in this case was the crisis that the industry milliner suffered in the twentieth century.

Different factors determined this situation: the world wars, the Spanish Civil War, and the disuse of the accessory by the Duke of Windsor, a great fashion icon. As a result of this devastating event, Industrias Sombrereras Españolas S.A was born as a merger of different factories in the sector: Carmela López Palarea (from Seville) two other factories, one from Granada and the other from Catalonia.

Fábrica Fernández y ROCHE
In this new stage, they surrounded themselves with 800 workers, necessary to complete the
entire cycle of creating the hat. This process was divided into three different branches. Rabbit or hare hair was made in Barcelona. The other two branches were located in Seville: in the old headquarters, felt was made, and hats were made in Arroyo street. The latter closed in 1954, focusing everything on Calle Castellar (former headquarters of Fernández y ROCHE). Today, the factory is located in the industrial area of Los Llanos (Seville), where they moved in 2005. 

They are trendsetters, Jews from half the world choose their hats, exported felts everywhere, their sales are almost entirely foreign, and supply the aristocracy. Due to all this and much more, it’s the great reference brand of hats and, therefore, the one chosen as the document of the month in the historical archive of the province. 

Fernández y ROCHE.

2 replies on “Fernández y ROCHE es el documento del mes en el archivo histórico de la provincia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *