3 consejos para el mantenimiento de tu sombrero de fieltro

¿Un sombrero de fieltro requiere mantenimiento?

Un sombrero no es solo un complemento más. Es un accesorio atemporal que pasa de generación en generación sin que pierda un ápice de utilidad y estilo. Es por ello por lo que esta clase de piezas requieren una serie de cuidados para que no se estropeen y puedan ser usados cuantas temporadas quieras.

Ahora que estamos en Otoño y a las puertas del Invierno, es necesario saber qué tipo de mantenimiento requiere un sombrero de fieltro, ya sea de pelo o de lana, aquellos que, si aún no has estrenado, ¡les queda poco!

sombreros para el entretiempo fábrica

¿De qué está hecho tu sombrero de fieltro?

Para poder hacer un buen uso y, por consiguiente, realizar un mantenimiento correcto de los sombreros de fieltro, es necesario conocer qué peculiaridades tienen y en qué tipo de tejidos se confeccionan.

sombrero de fieltro tipos

En primer lugar, debes saber que el fieltro, usado en la mayoría de los sombreros hechos para esta clase de climas, tiene las siguientes particularidades:

  • No está tejido. El fieltro es un material textil que está formado por fibras de lana y/o de pelo. Estos se enredan con la acción del calor, del agua y de la presión, por lo que no es necesario tejerlo.
  • Por ello, no se deshilacha.
  • Hay dos tipos de fieltro:
    • De lana: es el más barato, mantiene perfectamente el color y resiste al uso diario.
    • De pelo: sus acabados se mantienen intactos a lo largo del tiempo, es más resistente y está mejor confeccionado. Dentro de esta variedad de fieltro, existen multitud de tipos: de conejo, de liebre, de castor, etc…

Una vez conocidas las características que tienen los sombreros de fieltro, pasamos a concretar 3 tips indispensables para el mantenimiento y cuidado de los mismos, ¡atent@!

1. Limpieza de un sombrero de fieltro

Esta época del año se caracteriza por el frío, el viento, las lluvias y las temperaturas bajas, y son precisamente estos elementos los que pueden llegar a estropear en mayor medida el tejido de un sombrero. De esta forma, es necesario conocer qué podemos hacer para mantenerlos intactos y seguir usándolos sin problemas.

La limpieza es, cuanto menos, fundamental.

Importantísimo: los sombreros de fieltro de pelo no se pueden lavar a mano y, ¡ya no hablamos de ponerlos a la lavadora!

Y entonces, ¿cómo hacerlo?

Si quieres que tu sombrero de fieltro luzca como el primer día, es imprescindible cepillarlo habitualmente para que no se acumulen y adhieran partículas que lo deterioren. Es muy importante seguir siempre el sentido contrario a las agujas del reloj, es decir, siguiendo la dirección de los pelos, empezando por el ala y haciendo circunferencias a medida que se acerque al centro de la copa.

sombrero de fieltro cuidado

¿Qué cepillo es el adecuado?

Existen distintos tipos de cepillos específicos para el cuidado y mantenimiento del sombrero. Te recomendamos que utilices uno curvo y que sea especialmente diseñado para el mantenimiento del mismo.

Si tuvieras diferentes sombreros de fieltro, es importante que utilices dos cepillos distintos, uno para los sombreros de fieltro claros y otro para los oscuros. De este modo, los pelos claros no se mezclarán nunca con los oscuros.

También puedes aplicar un rodillo de pelusa para eliminar la suciedad, siempre y cuando se use suavemente para evitar deformar el sombrero.

¿Y si se moja?

Ya que es una época de lluvias, si tu sombrero se moja, quita el exceso de agua. Deja que se seque al aire libre y, si es posible, usa una forma de sombrero o una jarra grande para sostenerlo y evitar que el borde se aplaste y la parte superior o «pellizco» del sombrero se deforme.

¿Qué hacer con los olores?

Para eliminar los olores corporales, utiliza el vapor de la plancha, acércala a un palmo del sombrero y lanza vapor al interior y exterior del mismo, dando pequeños movimientos circulares con la mano.

2. No dejar tu sombrero encima de una fuente de calor

Un error muy común y que hay que evitar a toda costa.

Debido a las características de esta época del año, parece evidente que, tras quedar el sombrero mojado, lo mejor es secarlo colocándolo encima del radiador, estufa o fuente de calor, ¡NUNCA! No coloques nunca tus sombreros muy cerca de fuentes directas de calor, ya que se pueden dañar los materiales de fabricación y se pueden deformar quedando totalmente inservibles.

En estos casos, ármate de paciencia, sécalo de forma natural en un lugar ventilado y utiliza uno distinto al día siguiente.

3. Evita malformaciones

Para ayudar a preservar la forma de un sombrero de fieltro es recomendable sostenerlo por el borde. Por supuesto, asegúrate de que tus manos estén lo más limpias posible. Si sueles sostenerlo por la pizca de la corona, esto puede crear una rasgadura en el tejido o hacer que se vuelva asimétrico.

En el caso de que su sombrero se aplaste, colóquelo sobre un objeto con forma de sombrero o sobre una jarra redonda y usa un vaporizador. Una vez alcance la condición original, déjalo secar al aire. Recuerda: ¡lejos de las fuentes de calor directas!

sombrero de fieltro forma

¿Cómo guardarlos?

Una vez que acaba el invierno y comienza el buen tiempo, apetece cambiar el fieltro por tejidos más veraniegos como la paja. Para ese entonces, ¿cuál es la mejor manera de guardarlos? Sin lugar a dudas, mediante una sombrerera, especialmente diseñada para que el sombrero tenga su espacio y repose plano.

La mejor manera de colocarlo es boca abajo. De esta manera, el peso recaerá sobre la copa y no sobre el ala. Asegúrate de que no haya ningún objeto alrededor que lo presione y que el ala esté correctamente posicionada. Una presión constante o una mala posición durante tiempos prolongados pueden deformar el ala y la copa. No te lleves una desagradable sorpresa la próxima temporada y ¡guárdalo en las mejores condiciones!

Otra opción es mediante el hat wall, del que ya hablamos en un post anterior “Hat wall, la nueva tendencia entre los amantes de los sombreros”, ¡échale un vistazo para tener más información!

Estos tres consejos te ayudarán a alargar la vida de tu sombrero de fieltro y así poder usarlo temporada tras temporada. Te recomendamos que recorras nuestras web para encontrar tu sombrero de fieltro ideal para el invierno, ¡aún estás a tiempo!

Fernández y Roche.

 

sombrero de fieltro final

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *