5 tipos de sombreros que hicieron historia

Los sombreros han sido y son complementos que nos han acompañado a lo largo de la historia. Los llevaban desde los hombres y mujeres aristócratas hasta los sectores más bajos de la sociedad.

Todos han llegado a nuestros días como accesorios únicos capaces de cambiar el estilo de un look, sin distinción de clase social, raza o condición. Sin embargo, esta democratización de los sombreros ha sido posible gracias a personajes históricos que los hicieron llegar al pueblo y convertirlos en verdaderos iconos del estilo.

En Fernández y ROCHE te enseñamos los 5 tipos de sombreros que marcaron la historia de una forma u otra.

¡Sigue leyendo!

 El clásico e inconfundible fedora

Nacido para proteger de la lluvia, este tipo de sombrero llegó a conquistar Hollywood: Robert Redford viajó a Italia para conseguir un auténtico fedora, Humphrey Bogart lo lució en la aclamada «Casablanca», al igual que Gary Cooper, Gregory Peck o Fellini. Esta omnipresencia, se alargó hasta el inolvidable icono Frank Sinatra, quién lo convirtió en un símbolo del verdadero gentleman o caballero, combinándolo con chaqueta y corbata.

tipos de sombreros borsalino

Con el paso del tiempo, fue asociándose a la vestimenta típica de los detectives y gánsteres, como fue el caso de Al Capone.

Pero otra icónica figura que lo llevó a lo más alto fue Michael Jackson y su inconfundible estilo. Aún hoy en día nos cuesta imaginar al Rey del Pop sin su sombrero de fieltro negro. Concretamente, el que usó durante la presentación en vivo de su hit «Billie Jean», fue subastado por 18,274$.

La nobleza de la chistera

La chistera fue un tipo de sombrero que reinó en el armario masculino de la nobleza y la clase media durante el siglo XIX.

tipos de sombreros chistera

La leyenda cuenta que la primera vez que apareció fue en 1797, cuando su creador John Hetherington salió con algo muy extraño en su cabeza: un sombrero de copa, con mucho brillo y “diseñado para asustar a la gente tímida”. La historia cuenta que fue tal el revuelo que las mujeres se desmayaban a su paso y que fue inmediatamente multado por alterar el orden público.

Lo que nadie hubiera imaginado, es que ese sombrero tan llamativo iba a convertirse en un complemento que reinaría entre la nobleza, los lores y las personas de la alta sociedad.

Hoy en día, la chistera ha quedado relegada a los eventos más formales.

La chistera formó parte del vestuario de una de las personalidades más importantes de la época. Abraham Lincoln mantuvo su icónica imagen intocable a lo largo de la historia gracias a su inconfundible chistera.

Puro jazz con el Porkpie

Considerado en sus inicios como un sombrero para mujer, comenzó a popularizarse durante la Gran Depresión. Consiguió hacerse un hueco entre los adeptos al Jazz hasta convertirse en un auténtico emblema del mismo. Una de las personalidades precursoras del Porkpie fue Lester Young, una de las figuras más importantes de la historia de este género musical. Sin duda, si se trata de imaginar un concierto de Jazz, no puede faltar un sombrero Porkpie.

tipos de sombreros porkpie

Actualmente, este tipo de sombrero ha llamado especialmente la atención entre los seguidores de la popular serie Breaking Bad. Brian Cranston, encarnando a Heisenberg, luce con carisma un sombrero Porkpie negro, con el que consigue rodear al hombre con dos caras.

El pillbox de Jackie Kennedy

Este sombrero redondo, de copa plana, recta y sin ala no se concibe sin la inimitable Jackie Kennedy. Gracias a este, consiguió definir un estilo que muchas pretenden imitar a lo largo de la historia, ascendiéndola hasta convertirse en un icono de la moda.

tipos de sombreros pillbox

El pillbox fue lucido por Jackie Kennedy por primera vez cuando asistió a la ceremonia de toma de posesión de su entonces marido, John F. Kennedy, en 1961. A partir de entonces, se convirtió un complemento imprescindible en los conjuntos que llevaba por medio mundo y, por supuesto, fue un icono del sueño americano.

Gracias a ella, este tipo de sombrero significa elegancia, poder, estilo y clase, ¡incluso hoy en día!

El humor se viste de bombín

El bombín lo conocemos actualmente gracias a Charles Chaplin, entre otros. Es por eso por lo que cuesta reconocerlo en sus inicios. Su creación fue producto de la necesidad de tener un sombrero con una copa que no fuera tan alta como la de las chisteras, a fin de proteger la cabeza contra los golpes de las ramas bajas de los árboles al montar a caballo. Gracias a esto, se popularizó rápidamente como opción intermedia entre la formalidad de la chistera, asociada a las clases altas, y la naturalidad de los sombreros de fieltro blandos, usados por la clase media-baja.

tipos de sombreros bombín

Convertido en un icono cultural inglés, el bombín se popularizó con Chaplin, se humanizó con Laurel & Hardy durante «el Gordo y el Flaco» y Magritte lo inmortalizó a través de sus pinturas.

 

 

Es cierto que, a lo largo de la historia, a la vez que se imponía como un icono del estilo, ha ido sufriendo altibajos en su uso. Su fabricación también ha evolucionado en cuanto a materiales, manteniéndose el valor del hecho a mano y la artesanía.

Fernández y ROCHE se dedica a confeccionar sombreros atemporales, estilosos y sofisticados desde 1885¿aún no conoces nuestra colección? ¡Echa un vistazo!

 

Fernández y ROCHE.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *